Tipos de tiburones

El tiburón blanco: la especie de tiburones más peligrosa del mundo

El tiburón blanco, de nombre científico Carcharodon carcharias es un tipo de tiburón perteneciente a la orden lamniforme y familia lamnidae, al igual que el tiburón duende. Estos peces están catalogados por la UICN (Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza) como vulnerables. Se encuentra en aguas cálidas y templadas, es decir, en la mayoría de los océanos. De todos los Carcharodon es la única especie que vive hoy en día.

El escualo conocido como tiburón blanco por todo el mundo da mucho más miedo en nuestra mente que lo que en realidad sería capaz de hacer a un ser humano. Cada vez son más los científicos que abordan el estudio de estos peces y la imagen de verlos como depredadores de personas es cada vez menor.

Anualmente se registra solamente un tercio de este tipo de escualo, el tiburón blanco. Es importante destacar que muchos de ellos no son mortales y los estudios más actuales aprueban que atacan para probar a su víctima, pero después las dejan ir. No lo hacen con humanos. De todo lo que comen estos peces, el ser humano no es parte de su alimentación.

Características principales del tiburón blanco

El tiburón blanco es enorme, entre 500 y 600 centímetros de largo, siendo las hembras más grandes. Son alargados, sus ojos son negros, hocico conoidal y aplastado. Los dientes la mayoría de veces son grandes, con forma triangular y cerrados.

El color que presentan estos tiburones blancos es entre gris y marrón por la parte posterior y se va aclarando por los lados. Tiene un color blanco por la parte del vientre. La aleta que tienen al principio en la parte dorsal tiene forma triangular y es grande. La segunda aleta y la aleta anal son las más diminutas. En la parte de delante de las aletas pectorales tiene las hendiduras pertenecientes a las branquias, que son muy largas.

Dónde se puede encontrar al tiburón blanco

Estos escualos son especies que habitan en las profundidades de los océanos con aguas templadas como el Índico, el Pacífico y el Atlántico. En el mar Mediterráneo es poco común pero también se puede encontrar algún que otro tiburón blanco. Además, hace migraciones a distancias muy largas por medio de los océanos. Normalmente se les encuentra en la plataforma continental y zonas costeras, pero se ha visto a muchos de ellos en mar abierto; ya que, como hemos dicho anteriormente, se encuentran en todo el mundo.

Los datos que existen sobre dónde puede encontrarse a estos peces no son muy íntegros; no se sabe a ciencia cierta la población de estos escualos. Los estudios científicos están de acuerdo en que está disminuyendo considerablemente la cantidad de tiburones de este tipo debido a la pesca y las capturas equivocadas con redes agalleras. Por todo ello, estas especies están en peligro.

Alimentación del tiburón blanco

El tiburón blanco es uno de los mayores depredadores del mundo y las víctimas son variadas. Le atraen los peces huesudos, especies que tienen una relación estrecha con el sustrato de las aguas marinas llamadas betónicas, así como pelágicos que viven cerca de la superficie e intentan no tener contacto con el fondo del mar. También les gusta comer peces con cartílago como otros tiburones más pequeños y rayas.

Se alimentan de focas, elefantes y leones marinos conocidos como pinnípedos, delfines y marsopas conocidos como cetáceos, aves marinas, cangrejos, calamares y pulpos. En muchos casos los tiburones blancos se han alimentado de ballenas.

Aparte de todos estos animales, el tiburón blanco añade a su menú carroña, normalmente la que viene de ballenas muertas. Como muchos de ellos se acercan demasiado a las costas, se han encontrado en su interior multitud de objetos flotantes nocivos para su salud en su interior.

Los ataques que se han detectado hacia las presas han sido durante el amanecer o el atardecer, ya que en ese preciso momento las profundidades marinas no se pueden ver nítidamente. Los rayos de sol no inciden de manera agresiva en esos momentos del día y aprovechan la oscuridad para realizar los ataques.

Estos escualos atrapan a sus presas de una manera muy veloz, pero es diferente en cada tiburón. Las presas grandes las para y las mata hasta comérselas y en las más pequeñas se las comen enteras.  

La reproducción en tiburones blancos

Esta especie concreta de escualos es ovovivípara, esto es que los embriones comen directamente dentro de la madre. En el interior del útero de la madre se produce canibalismo. El tiempo que una hembra retiene a los embriones dentro es en torno a un año.

Las crías que nacen tienen dientes en forma de sierra y salen inmediatamente para alejarse de la madre, ya que como se queden a su lado, las devora. Es el momento en el que comienza su vida de soledad, pero con un crecimiento constante y rápido.

Las hembras de tiburón blanco no pueden comenzar el proceso de la reproducción hasta que no miden 5 metros de largo. Algunas investigaciones apuntan a que tienen un periodo en el que son fértiles, pero éste es muy bajo, por eso nacen pocos.

Comportamiento y enemigos del tiburón blanco

Estos escualos son una especie muy veloz y activa en los fondos marinos. Como hemos visto, les gusta la soledad y es muy común verlos siempre de esta forma. Raras ocasiones se les ha visto en grupos de 10 o más de ellos, pero los que se han visto ha sido a causa de que cerca hay una zona para alimentarse. Estos escualos son considerados como la especie de tiburones más peligrosa del mundo.

Uno de los mayores enemigos del tiburón blanco son las orcas, pero en peces pequeños. Cuando el tiburón blanco es adulto las orcas no lo atacan. Los tiburones más jóvenes pueden ser presas de tiburones tigre, toro y cocodrilos que se encuentran en aguas saladas de las costas australianas. Es muy normal observar canibalismo en esta especie concreta de tiburón.

También puede gustarte...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *